Futbolista termina en la cárcel por absurdo festejo

DATO EXTRA |Un festejo excesivo en el fútbol puede terminar en una tarjeta amarilla, quizás roja, ¿pero en cárcel?

Sucedió en el fútbol de primera división de Chile, luego del Clásico Nacional que Colo Colo ganó 1-0 a la U de Chile.

Al jugador Jason Silva se le hizo fácil pedir a la tribuna una bandera del rival, patearla, pisotearla y escupirla, en un claro gesto anti deportivo. El asunto se complicó cundo la policía detuvo al futbolista por transgredir la ley de violencia en los estadios, pues su conducta podría incitar a una batalla campal entre aficionados.

Silva pasó una noche en prisión y tendrá que hacer servicio comunitario como pena por la falta. Según sus propias palabras, fue un exceso que le hayan privado de la libertad:

“Fue muy desagradable, pasé una noche fea, con frío y hambre. Me trataron como a un delincuente más. Fue exagerado, me tenían esposado todo el tiempo... No creo que haya sido para tanto. Me equivoqué, pero no era para dejarme una noche encerrado. Sin embargo, lo que más me importaba era la sanción de la ANFP. No me esperaba cuatro fechas”, dijo a la radio andina ADN.

En el ámbito deportivo le espera una sanción de cuatro juegos suspendido y una multa de parte del equipo.


 

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.